Si esta pregunta ha estado dando vueltas en tu cabeza es porque seguramente estás cansado de los anticuados métodos de préstamo de la mayoría de entidades bancarias, las cuales piden una enorme cantidad de requisitos para su solicitud y hacen que los solicitantes tengan que esperar (y perder) enormes cantidades de tiempo antes de saber si su préstamo fue aprobado o denegado.

Si ese es el caso, te contamos que sí puedes obtener un préstamo proveniente de prestamistas particulares o de una entidad privada que no sea considerada un banco y, lo mejor de todo, es que ni siquiera necesitas salir de tu casa para poder obtenerlo, ya que existen una buena cantidad de portales en internet que te ofrecerán este innovador servicio.

Actualmente, existe en internet la posibilidad de solicitar préstamos online urgentes 24 horas al día, los cuales podrán sacarte del más complicado apuro, ya que pueden ser aprobados en tan solo cuestión de minutos, para que rápidamente puedas disponer del dinero solicitado.

Es un servicio muy de moda y bastante seguro, más de lo que podríamos esperar. Aún así, como en todas las gestiones financieras, es importante actuar con prudencia y verificando todo lo que haga falta para evitarse dolores de cabeza.

Además, también podrás encontrar prestamistas particulares de dinero, personas como tú o como yo que se dedican a prestar cantidades de dinero no muy exacerbadas con el fin de generar una pequeña fuente de ingresos mediante los intereses que le cobrarán al deudor, los cuales, dicho sea de paso, no suelen ser muy elevados.

Ventajas de los préstamos entre particulares

La circulación de dinero entre particulares o las solicitudes de créditos de particulares cuentan con la ventaja de que se puede llegar a un acuerdo con el que ambas partes salgan plenamente beneficiadas, con condiciones completamente personalizadas y adaptables a tus necesidades, nada de formularios y plazos establecidos según fórmulas matemáticas anticuadas que perjudican a los que menos conocimientos tienen de este rubro.

De la misma forma como puedes encontrar personas particulares que presten dinero, también encontrarás prestamistas de dinero particulares sin aval, los cuales no te pedirán ningún tipo de garantía al momento de realizar el préstamo, generando así confianza entre el solicitante y la institución que presta el servicio, además de agilizar sobremanera todos los trámites requeridos.

Otra ventaja del préstamo entre particulares es que podrás encontrar prestamistas particulares sin requisitos molestos o difíciles de obtener, ya que con tan solo indicar el número de tu DNI y alguna dirección referencial les bastará para poder decidir si aprueban o no la solicitud de tu crédito, así que si no cuentas con una certificación de ingresos o una carta de trabajo, recurrir a créditos entre particulares podría ser tu mejor opción.

Por otro lado, para comodidad de todas las personas que puedan requerir de préstamos entre particulares por internet, existen dos tipos de créditos:

  • Préstamo entre particulares con intereses: Este tipo de préstamo se asemeja a la mecánica de crédito tradicional que utilizan las entidades bancarias. Antes de llegar a la aprobación del préstamo, las partes inmersas en el acuerdo establecerán un período de pago entre cuotas que le sean rentables tanto al solicitante como al prestamista. El prestamista tendrá la potestad de colocar la tasa de interés que mejor le convenga según la cantidad de dinero solicitada y el plazo estimado para pagarlo, con el fin de proteger su capital y gozar de liquidez para poder mantener operativo su negocio.
  • Préstamo entre particulares sin intereses: Este tipo de préstamo puede ser considerado un poco más informal y sencillo que el anterior, puesto que las únicas condiciones establecidas al momento de solicitar el préstamo es la cantidad que el solicitante está dispuesto a pagar para saldar su deuda, es decir, el solicitante deberá indicar si desea pagar un determinado porcentaje del valor total del préstamo y en qué período de tiempo se compromete a hacer la entrega de dicha cantidad. Con esta modalidad, ambas partes se ahorran el proceso de cobro por cuotas semanales, quincenales o mensuales, además de eliminar por completo las tasas de interés que tanto disgustan a muchas personas.

Como has podido ver, los préstamos de personas particulares son una opción que definitivamente deberías tomar en cuenta si tienes pensado realizar un préstamo en el corto plazo. Eso sí, debes recordar que en este tipo de préstamos no se pueden solicitar grandes cantidades de dinero que logren compararse con las que sí pueden dar en sus créditos las más reconocidas entidades bancarias, ya que este es un servicio destinado a préstamos cortos y rápidos.

Del mismo modo, antes de iniciar cualquier tipo de trámite con algún prestamista debes asegurarte de la confiabilidad de la persona en cuestión, ya que a pesar de que la mayoría de las personas que se dedican a este servicio suelen ser honestas, como en todos los negocios existen estafadores que empañan el trabajo de las personas de bien, por lo que debes tener sumo cuidado en este sentido.

En conclusión, si lo que deseas es obtener un préstamo de dinero de forma rápida y eficaz, sin la necesidad de realizar largas filas de gente, pasar incontables horas en una sala de espera y entregar una enorme cantidad de requisitos, puede que los préstamos en línea entre particulares sean tu mejor opción, date la oportunidad y prueba este servicio, no te arrepentirás.